domingo, 7 de septiembre de 2014

Garantías


No es que sea un fin en sí mismo, pero cuando uno muere, debe dejar algo detrás. Un hijo, un libro, un cuadro, una casa, un jardín plantado, lo que sea. Algo que otra mano tocará de un modo especial, de modo que tu alma tenga algún sitio a donde ir cuando tú mueras, y cuando la gente mire ese cuadro o ese árbol que plantaste, tú seguirás estando allí. Así que llena tus ojos de ilusión. Sumérgete hasta eI fondo a la hora de hacer cualquier cosa, observa al mundo.La verdad es que más fantástico que cualquier sueño real o imaginario. Pero no pidas ni una puta garantía, no pidas seguridad. Nunca ha existido algo así...
Las garantías como la seguridad son para quienes no aman.

martes, 2 de septiembre de 2014

Marina

Todo lo que mejora es porque alguien no acepta lo que existe y consigue superarlo. La vida es un balanceo descompasado entre la rutina y la ilusión, entre repetir lo conocido y alcanzar lo anhelado. Pelear por lo que uno cree suyo.
Marina es siempre es así: Remando siempre hacia arriba, y aunque todo venga mal, tener la fuerza para seguir. Y no parar, ni rendirse.
Si te intuye triste no duda en robarte una sonrisa, en regalarte un abrazo El abrazo, un gesto tan sencillo pero que te regala un sentimiento sincero y enorme: sentirte protegido. Protegido que es igual a sentirse comprendido, amado y respetado. Y Marina logra cada día que las personas a las que ella quiere sepan que eso es así.
No da nada por hecho, siempre rema sabe que si se para podría hundirse. Y sus dos remos en forma de hijas la mantienen siempre a flote incluso en las peores tormentas.