viernes, 28 de julio de 2017

Carrera de Fondo

Si nos ponemos a pensar, cada día debería poderse reír, llorar y besar en todos los rincones de este mundo sin que nadie se sonrojase. Que exista esa posibilidad hace mover a la humanidad. Cuando haces balance de lo vivido, bajo este cielo y sobre este suelo, no quedan más que las carcajadas que soltamos, los besos que dimos y las lágrimas que los cubrieron. Y tal vez la esperanza de besar, llorar y reír de nuevo algún día aquí mismo porque sino ¿Qué sentido tendría levantarse?
 La felicidad no es una meta, es la puta carrera de fondo de nuestra vida. Ponte las zapatillas de deporte y calienta que sales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Traspasa tú también el muro y dime...